El tiempo en: Costa Occidental
Lunes 04/03/2024
 

La tribuna de Viva Sevilla

Miss Sevilla y Míster Hyde

Jorge Lebrón, secretario de Política Institucional de CCOO Sevilla, nos habla de las dos "personalidades" de la ciudad

Publicado: 16/02/2023 ·
12:49
· Actualizado: 16/02/2023 · 12:49
  • Un grupo de turistas junto a la Giralda de Sevilla. -
Autor

Viva Sevilla

La redacción de Viva Sevilla analiza el panorama social y político de la ciudad para que estés al tanto de todo

La tribuna de Viva Sevilla

Un paso más en el análisis de la actualidad sevillana. Reflexiones sobre lo que ocurre en la ciudad

VISITAR BLOG

Como en El extraño caso del doctor Jekyll y el señor Hyde, Sevilla convive desde hace décadas con dos personalidades con características opuestas entre sí. La primera es la Sevilla de la brillantina, la del turismo desaforado, las grandes fiestas y los premios Goya.  La segunda es la perpetuadora de brechas y desigualdades, ya no coyunturales, sino de carácter estructural.

El último informe de renta salarial publicado por CCOO de Sevilla nos muestra las bambalinas de un escenario brillante de cara a la platea, pero con enormes fisuras en sus bastidores.  El salario medio en Sevilla se situó, en el año 2021, en 1.339 euros mensuales, mientras que en el conjunto del Estado fue de 1.537 euros mensuales, casi un 13% menos. Los hombres y mujeres de Sevilla, trabajando en lo mismo, ingresan 2.786 euros menos al año que otros ciudadanos de otros territorios de España, lo que supone un perjuicio y una discriminación evidentes e injustificables. Aquello que algunos consideraron como una fortaleza de la ciudad y una oportunidad, se está convirtiendo en un problema estructuralgenerador de desigualdades de renta y riqueza.

Estamos sin duda en un escenario de desconcierto y de perplejidad, al comprobar cómo existen dos Sevillasque habitan un mismo espacio territorial pero que, evidentemente, no se conocen entre ellas como si de un trastorno bipolar se tratase. La responsabilidad de un consistorio es la de intentar entender bien la realidad, porque no existe otra manera si queremos transformarla pero, en algunos casos como la evidente brecha que existe en la ciudad, parece que la mejor opción es negarla, aunque todos sabemos que finalmente la negación lo único que consigue es consolidar esta realidad.

¿Cómo puede la combinación de tener cuatro de los 10 barrios más pobres de España y una renta salarial por debajo de la media convivir racionalmente con los grandes eventos y esa Sevilla de la macroeconomía,y que esto no se traduzca en mejoras de su ciudadaníay su clase trabajadora?

El agotamiento de un modelo de competitividad basado en bajos salarios y desregulación en los llamados “sectores fuertes” de la ciudad es una manera de entender el progresode una manera absolutamente ineficiente y que para CCOO debería tener ya los días contados.

Situarla importancia del mundo del trabajo en el centro de la política, ha demostrado desde la llegada del Covidsu utilidad para la ciudadanía y eso, en momentos de tanto descreimiento, es mucho. De la misma manera que desde el sindicalismo de clase promovemos aquello de “que el sindicato integre lo que la empresa ha desintegrado”, no debería olvidarse que invertir esfuerzos en la mejora de las condiciones laborales y población de los barrios más deprimidos debe ser prioridad para generar integración y reenganche a la vida social, que hoy por hoy en Sevilla son dos caras de una misma moneda, una como reguladora del territorio y otra, de no transicionar justamente, la de la desigualdad.

 

 

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN